Desintoxica tu vagina con esto, Los ginecólogos no quieren que tu lo sepas

Loading...

La vagina sufre varios cambios de los cuales transforman su entorno. Entre los métodos para desintoxicar la vagina se encuentran los baños de vapor a base de hierbas y vapor que limpian la vagina.

La utilización de los baños de vapor se realizan desde hace varios siglos en la medicina oriental, y los mismos se utilizaban para dilatar los vasos sanguíneos, proporcionar oxigenación, aumentar la circulación y relajar los músculos del suelo pélvico.

Este tipo de tratamiento es antiguo y se ha convertido en una nueva tendencia en los centros de spa, sin lugar a duda lo puede ser realizado en la comodidad de su hogar.




Los baños de vapor es recomendable realizarlo uno o dos días después de la menstruación, una vez haya concluido para desintoxicar y corregir cualquier anomalía en el útero, cuello uterino y la vagina. De igual manera ayudan a regular el ciclo menstrual, limpio las membranas del tejido vaginal y uterino, eliminar toxinas del cuerpo, ayudar con las infecciones causadas por los hongos o los quistes vaginales y también los fibromas uterinos.

El tiempo de duración de estos baños de vapor vaginales deben durar aproximadamente entre 20 a 45 minutos, debe tener cautela con el vapor, no es recomendable tomarlo demasiado caliente o muy cerca, así evitara que se produzca quemaduras o algún tipo irritar el tejido vaginal.

Ingredientes

  • Manzanilla.
  • Pétalos de rosas.
  • Orégano.
  • Albahaca.
  • Maravilla.
  • Lavanda.
  • Romero.

Es aconsejable que tenga conocimiento todas las hierbas antes de utilizarlas para que pueda evitar cualquier tipo de reacción alérgica.

Preparación:

Coloque en la estufa 4 litros de agua filtrada, dejándola hervir y agréguele todas las hierbas que prefiera, ya sean secas o frescas. Si las hierbas son secas utilice una taza, si las hierbas son frescas el triple.




Deje que el agua hervir por 10 minutos y después póngala en reposar durante 5 minutos.
Luego vierta el agua con las hierbas en un recipiente y siéntese en una silla de rejilla con el recipiente debajo sin usar ropa interior.